El Día de San Valentín se vivió de manera muy especial en China, ya que hubo una concentración de gays y lesbianas para que se les reconozcan los derechos. China es un país que no ve con buenos ojos a las personas gays ni lesbianas, por lo que la lucha de este colectivo es más complicada en este país. Esta concentración del sábado fue multitudinaria, ya que acudieron muchas personas, reivindicando sus derechos.

gay.jpg

En muchos países se van dando pasos hacia la igualdad de los gays con las personas heterosexuales, pero en China todavía es un tema que no gusta y que difícilmente se podrá avanzar. Es uno de esos temas espinosos que se evitan en China. Luchar por los derechos y por el reconocimiento es algo fundamental para lograr algo positivo algún día.

“Nuestra comunidad necesita más que una celebración por año para mantenernos avanzando y creciendo”, afirmó Sunil Babu Pant, primer legislador abiertamente gay y un ícono pro Derechos Gay en el sur de Asia. “Si un número suficientemente grande de personas desearan que ocurriera, el Día del Triángulo Rosa podría convertirse en un aliento para nuestros espíritus en la mitad del invierno.”

Vía|Universogay